Rescatan a cinco mujeres y a un bebé


Print Friendly, PDF & Email

Un matrimonio, que reclutaba a menores de edad en situación de calle para obligarlas a prostituirse, fue detenido en la zona ribereña del partido Quilmes, al sur del conurbano. Al mismo tiempo, la justicia desbarató otra organización encabezada por una familia que regenteaba un prostíbulo, “la taberna de Moe”, ubicado en la zona oeste de la ciudad. El establecimiento, habilitado como un bar y local de comidas rápidas, funcionaba a 50 metros de un destacamento policial. En total, al menos cinco mujeres y el bebé de una de ellas, que se contagió de sarna a raíz de los descuidos que sufría, fueron rescatados.

Las investigaciones que derivaron en sendos allanamientos estuvieron a cargo de la Ayudantía Fiscal de Delitos Conexos a la Trata de Personas, de la UFI Nº1 descentralizada de Berazategui. Ambos se registraron entre lunes y martes pasados, aunque recién trascendieron sus resultados en las últimas horas. El saldo final es de tres mujeres y dos hombres detenidos por el delito de “promoción y facilitación en el ejercicio de la prostitución en concurso con privación ilegal de la libertad”, quienes quedaron a disposición del fiscal interviniente Daniel Ichazo. Por tratarse de delitos federales, ambas causas pasan a la órbita de la Procuraduría para el Combate de la Trata y Explotación de Personas (Protex), a cargo del fiscal de la nación Marcelo Colombo.

Engañadas

El matrimonio imputado operaba en una vivienda situada en la ribera quilmeña, donde seleccionaba a las chicas de escasos recursos que luego se prostituían con diversos clientes en lujosos hoteles alojamiento de la zona. Fuentes ligadas a la causa aseguraron a “Crónica” que los captores prometían a las jovencitas brindarles una habitación en condiciones para sus familias, a cambio de que aceptasen el “trabajo” ofrecido. Un mes atrás la propiedad fue allanada por la justicia pudiendo rescatar en aquella ocasión a una menor de 15 años, también víctima de explotación sexual.

Los funcionarios judiciales informaron que en ese inmueble también vivía una beba de 2 años, hija de una de las víctimas del matrimonio proxeneta que la “cuidaba”. La criatura presentaba serios problemas nutricionales y de salud, entre ellos la enfermedad de escabiosis, más conocida como sarna. Gracias a los datos aportados por familia vecina, la niña pudo ser salvada y ahora se encuentra bajo tratamiento médico.

El bar de Moe

Al cabo de una larga investigación, la justicia logró determinar que detrás de la fachada de un bar y local de comidas rápidas funcionaba un prostíbulo. El mismo está situado en el cruce de la avenida Mosconi y calle 853, en Quilmes oeste, y era manejado por dos hermanas como un emprendimiento familiar. Allí se liberó a cinco mujeres encerradas y en situación de prostitución, mientras que se detuvo a los dueños del negocio.

El establecimiento, que se encuentra a media cuadra de un destacamento policial y un reconocido boliche de la ciudad, sufrió en 2012 un procedimiento similar, por el cual fue detenido el padre de las hermanas propietarias acusado del delito de facilitación del ejercicio de la prostitución.

Fuente: Cronica
Enlace: Rescatan a cinco mujeres y a un bebé